abril 20, 2022

Cólicos intensos: ¿qué es la dismenorrea?

Por el Comité editorial de Panamá

Durante el período menstrual o menstruación es habitual que las mujeres sientan molestias, dolores o cólicos menstruales. Su intensidad y duración dependen de cada mujer (e inclusive algunas no los tienen), pero cuando los dolores son intensos reciben el nombre de dismenorrea.

Por lo general, la dismenorrea o los dolores intensos durante el período menstrual se presentan como calambres o dolores palpitantes en la parte baja del abdomen. Aunque también puede haber otros síntomas, como dolor en la parte baja de la espalda, náuseas, diarrea y dolores de cabeza.

Es importante diferenciar la dismenorrea -que es propia de la menstruación en sí- del síndrome pre menstrual. Este último también es molesto y doloroso, pero se caracteriza por otros signos, por ejemplo, aumento de peso, hinchazón, irritabilidad y fatiga.

Desde IVI Panamá acompañamos a las mujeres en la identificación de su sintomatología, porque creemos que conocer el propio cuerpo y sus particularidades, así como las fases del ciclo menstrual es fundamental para saber cuándo abordar los temas médicos.

¿Qué es la dismenorrea?

De acuerdo con la Clínica Mayo, entre las características principales de la dismenorrea se cuentan:

  • Dolor persistente.
  • Dolor en ocasiones más intenso del lado del ovario que está ovulando.
  • Dolor agudo y repentino.
  • Dolor acompañado por sangrado.

Además, algunas mujeres también presentan:

  • Náuseas.
  • Heces blandas.
  • Dolor de cabeza.

Por otro lado, hay dos tipos de dismenorrea: la primaria y la secundaria. La primera corresponde al tipo más común de dolor menstrual, que no es causado por otra afección; la causa suele ser la presencia en exceso de prostaglandinas, que son productos químicos del útero. Estos hacen que los músculos de su útero se contraigan y relajen provocando los calambres.

El dolor puede comenzar uno o dos días antes del inicio del período, y normalmente dura unos pocos días, aunque en algunas mujeres puede prolongarse más tiempo.

Por lo general, el dolor menstrual comienza en la juventud junto con los períodos menstruales, y a medida que la mujer envejece y los períodos menstruales van pasando, va mermando.

Por su parte, la dismenorrea secundaria a menudo comienza más tarde en la vida y es causada por enfermedades que afectan a su útero u otros órganos reproductivos, como la endometriosis y los fibroides uterinos.

Es posible que este tipo de dolor a menudo empeore con el tiempo. Además, puede comenzar antes que empiece su período y continuar hasta después que termine.

¿Cómo tratar el dolor menstrual?

Si bien es importante que los cólicos menstruales reciban atención, tanto por parte de la paciente como por parte del médico tratante, y que el tratamiento se adapte a cada caso. En líneas generales, hay ciertas medidas que ayudan a aliviarlo y que pueden ponerse en marcha en el domicilio de la paciente, todos los meses.

Entre estas se cuentan:

  • Utilizar una almohadilla caliente o una bolsa de agua caliente en la parte inferior del abdomen.
  • Hacer ejercicio.
  • Tomar un baño caliente.
  • Practicar técnicas de relajación.
  • Tomar analgésicos.

¿Cuándo es necesario ver un médico por el dolor menstrual?

Para muchas mujeres es normal tener un poco de dolor durante el período menstrual. Sin embargo, varias de ellas se preguntan cuándo deben consultar con un especialista.

Por lo general, las pautas de alarma son:

  • Dolor que interfiere con su vida y le impide realizar sus actividades cotidianas.
  • Dolor resistente a los antiinflamatorios no esteroides.
  • Calambres que empeoran repentinamente.
  • Período acompañado de fiebre.
  • Mujer de más de 25 años con calambres severos por primera vez.
  • La presencia de dolor aún fuera del período menstrual.

¿Cómo se diagnostica el dolor menstrual severo?

Para diagnosticar el dolor menstrual severo el médico analizará su historia clínica y realizará un examen pélvico, aunque también puede utilizar una ecografía u otra prueba de imagen.

Además, si el médico lo considera necesario y especialmente si cree que puede tener dismenorrea secundaria, podría realizar una laparoscopia pélvica.

Cabe destacar que, según el Instituto Nacional de la Salud (NIH según las siglas en inglés), la dismenorrea es considerada una de las irregularidades menstruales más frecuentes. Otras irregularidades son:

  • La amenorrea o ausencia de períodos menstruales.
  • La oligomenorrea o períodos menstruales poco frecuentes.
  • La menorragia o períodos menstruales abundantes.
  • El sangrado menstrual prolongado (más de 8 días de duración).

Si te quedó alguna pregunta de este u otro tema relacionado, no dudes en consultarnos. En IVI Panamá contamos con un amplio equipo de especialistas en reproducción asistida y temáticas afines, que podrán resolver cualquiera de tus inquietudes.

Solicita información sin compromiso:

Los comentarios están cerrados.

Artículos destacados
Volver arribaarrow_drop_up